No es fácil ser niño en un mundo adulto

Lo malo de la crianza con apego es que no tenemos referencias. A falta de una tribu que nos sirva de apoyo y de quien aprender cómo hacer las cosas por mera imitación, muchas veces tenemos que inventarnos cómo se hace eso del respeto, la empatía o entender el sentir de los niños.

Por eso me han gustado tanto estos vídeos, porque son ejemplos prácticos de cómo actuar en situaciones concretas.

Muchas veces me siento perdida y desorientada, sin saber bien si estoy haciendo lo correcto o no. No es que crea que haya una sola forma de hacer las cosas, pero sí que pienso que sentirse seguro con lo que uno hace ayuda mucho. En mi caso, sé lo que quiero para mis hijos pero, a la hora de la verdad, no tengo claro si mi forma de enfocar determinadas situaciones es la más adecuada. Directamente no sé qué hacer ni cómo actuar.

Lo bueno de estas imágenes es que se ven dos formas muy opuestas de afrontar varias situaciones cotidianas que, aparentemente, no resultan demasiado relevantes y que, sin embargo, son esos casos que os decía en los que muchas veces me siento perdida. De hecho, incluso aparentemente la «primera versión» puede parecer más o menos respetuosa con el niño, pero al contraponerla con la segunda parte se ve claramente la diferencia y cómo ha de cambiar la mirada del adulto para que las piezas del puzzle encajen.

¡No es maña!

Entender los comportamientos como parte de un todo y no como algo aislado siempre es un acierto. Ayudar a los niños a entender qué les pasa y escucharles. Reconocer los errores propios y servirles de ejemplo.

Imagen de previsualización de YouTube

¿Y yo cuándo?

Hacer que sean los propios niños quienes propongan la solución a sus propios problemas, escucharles también cuando no dicen nada y darles ese tiempo y atención de calidad que necesitan.

Imagen de previsualización de YouTube

Fue sin querer

Acompañar a los niños en sus emociones, no avergonzarles nuca y evitar tratar temas adultos delante de ellos.

Imagen de previsualización de YouTube

¿Qué es Fonoinfancia?

Fonoinfancia es un servicio gratuito de Chile donde un equipo de psicólogos ofrece orientación y apoyo a los padres sobre temas de crianza. Me parece una iniciativa fabulosa, igual que la fórmula tan clara que han desarrollado para entender mejor a nuestros niños y poder acompañarles con otra mirada.

Espero que os hayan gustado y que, como a mí, os hayan hecho reflexionar para que, poco a poco y entre todos, consigamos un mundo adulto más amable para nuestros maravillosos niños.

¡Feliz semana!

comparte